Blog de ElVuelodeHermes Idea guardada 0 veces
Sé la primera persona en valorar esta idea Valorar

Rumanía, la bella del Este (III)

Y seguimos nuestro camino después de haber sido invitados de honor del terrible Vlad. Esa noche haríamos noche en la región de Târgu Mureș, durante tanto tiempo y siglos sumida en la dominación húngara, que sin embargo dejó también aportes espectaculares en la arquitectura y en ese espíritu dominante en la región que hace que las tradiciones se conserven de manera fiel y pura.

Sin ir más lejos, en su capital nos detuvimos en una avenida ancha que forma una plaza alargada y casi rectilínea. Allí, aparte de la pequeña pero llamativa Catedral de la Ascensión, tuvimos ocasión de disfrutar de un rincón que volvió locos los objetivos de nuestras cámaras, el que forma el edificio de la Prefectura y el Palacio de Cultura.




El primero se levantó entre 1905 y 1908 y el segundo como su complemento entre 1908 y 1913. Ambos forman u conjunto único e indisoluble que sirvió para dotar a la ciudad de una nueva cara, con la que entraba e la modernidad vestida de estilo Secesionista y Art Nouveau. Tanto sus arquitectos como los artistas que los adornaron con una elegancia y unos materiales exquisitos y de gran valor provenían de Budapest.


El palaciocuenta con una biblioteca, un conservatorio, un museo etnográfico, una escuela de idiomas, una sala de conciertos y una sala de conferencias y está adornado con mosaicos y bajorrelieves en bronce y piedra, frescos y vitrales, de gran valor artístico.








Por su parte, el edificio de la Prefecturao Consejo del Condado con su hermoso techo de tejas de color naranja y verde y su ornamentada torre de vigilancia de 60 m, lo han convertido en uno de los edificios más fotografiados de Târgu Mureş.






Uniendo ambos edificios encontramos un pequeño parque donde se ubica una escultura de la Loba Romana, o Lupoaica en rumano. Estas esculturas las podemos hallar en gran cantidad de ciudades del país, ya que a partir del siglo XIX surgió un movimiento cultural (sobre todo lingüístico) que defendía la idea de que Rumanía era el último bastión de Roma entre pueblos bárbaros, rodeados de los vulgares pueblos de la Europa del Este. Por ello se dedicaron a levantar recordatorios de su origen romano y dacio y adornarlos con medallones de antiguos emperadores romanos, escritores y prohombres de la cultura de la época, que militaban en las filas de esta corriente de pensamiento.


Y llegamos a Bistrita, donde descansaríamos esa noche. La ciudad no tiene mucho que ofrecer, aparte de una iglesia bastante imponente a la que dedicamos un pequeño espacio en nuestro recorrido.




La iglesia (biserica) evangélica, que se encuentra en la Piata Unirii, es de estilo gótico, concretamente sus cimientos nos miran desde el siglo XV-XVI, con aportes renacentistas que se añadieron un siglo después por el suizo Petrus Italus de Lugano.


De los árboles colgaban huevos de Pascua pintados, tradición de esta zona tal y como veríamos el siguiente día.


Aunque no pudimos entrar, si que supimos que posee un órgano de más de 500 años. La torre del reloj alcanza los 76 metros (es la iglesia de piedra más alta de Rumania), siendo fácilmente divisable desde toda la ciudad.




En 2008, se produjo un incendio que destruyó la parte superior de la torre. Ésta se reconstruyó y se equipó con un ascensor, lo que la convirtió en la única torre de iglesia entre Moscú y Viena que está equipada con esta instalación mecánica.

En el parque que la rodea varias estatuas de niños solos o con sus madres le daban un aspecto moderno y artístico a un parque cuajado de árboles cuyas hojas ya enseñaban los colores del otoño.


Hotel Castel Dracula.


Bienvenidos al paso del Borgo, la tierra del conde más famoso de todos los tiempos, donde el famoso novelista irlandés Bram Stoker, imaginó y localizó el fantástico castillo de Drácula allá por 1897.







Este hotel se levanta justo en el lugar, según sus dueños, donde antes se alzaba un castillo en ruinas que fue el que inspiró la famosa novela. Estéticamente no es más que un caserón de varias plantas y torres, nada que ver que el que tenemos en nuestra imaginación, pero una pequeña parada técnica nos sirvió para recordar al conde chupasangres.


Según los dueños, aún se conserva en el sótano la tumba del no muerto, de aquel que se transforma en animal o en hombre a su antojo, el que debe reposar tocando la tierra que lo vio nacer, el que teme al crucifijo y no se acerca al ajo (no podría vivir en España, tranquilos), el que sólo muere si se le atraviesa el corazón con una estaca para dar paz a su alma, el sediento de sangre de las más hermosas doncellas que se convierten en su ejército de vampiros.en definitiva, el Conde Vladislav III Drácula.




Monasterio de Moldovita

El resto del día, del que quedaba bastante, lo dedicamos a visitar un monasterio que forma parte del Patrimonio de la Humanidad, el de Moldovita.

Se encuentra en medio del campo, protegido su recinto por murallas de más de un metro de espesor y cinco de altura, lo que nos lleva a mirarlo como una iglesia fortificada.



Como sus hermanos, el resto de monasterios de la región de Bucovina, muestra su belleza un poco deteriorada lanzando a nuestros ojos los impresionantes frescos que decoran el exterior de sus iglesias.





Al igual que en las catedrales góticas, con sus elaborada escultura en tímpanos e interiores, este tipo d manifestación artística tenía para ellos, y para la época más valor didáctico que artístico, es decir, gracias a las pinturas, el pueblo llano que no sabía leer, aprendía la Historia Sagrada, y en ellos veía y con ellos aprendía lo que debía y no debía hacer si quería ganarse le cielo o ir al infierno.



Esta de Moldovita, es la llamada iglesia de la Anunciación y se remonta al siglo XV.


En sus pinturas podemos ver a los santos portando a una gloriosa virgen María, a Jesús crucificado, el asedio de Constantinopla y la vida y martirio de santos y profetas.












En el interior de la iglesia queda patente la grandiosidad del arte rumano. El Juicio Final ocupa gran parte de la representación pictórica, siendo la cúpula un “lienzo” donde las formas arquitectónicas moldean los cuerpos pintados al fresco.


Si nos fijamos bien podremos incluso ver las firmas de los soldados austriacos que quisieron dejar su vandálica impronta en estas sagradas paredes.








Otros edificios de piedra blanca albergan las celdas de las monjas, y un museo de arte eclesiástico y religioso.

Y nuestra siguiente visita será para disfrutar de una de las tradiciones artísticas más famosas de la región de Moldovita, los huevos pintados.

Para ello nos desplazamos hasta el Museo Internacional de Huevos Pintados Lucía Condrea.
Este museo es el hogar de la mayor exposición de huevos decorados del mundo, con más de 12.000 pequeñas obras de arte mostrados en 106 vitrinas.





A la artista Lucía Condrea, se le ocurrió en 1993 organizar una colección que iba creciendo cada día y exponerla para deleite de todos los visitantes que quisieran disfrutar de su delicado y original arte. Nada mejor que su propia casa para ello, donde además tiene su taller.


No fue fácil ordenar y catalogar la inmensa cantidad de huevos que sus habilidosas manos habían decorado, así que no fue hasta el año 2007 que su museo, único en su país y en el mundo, pudo ver oficialmente la luz.




No sólo fue su intención mostrar el trabajo artístico que había brotado de su espíritu artístico, sino que iba más allá. Las generaciones venideras recibirían un legado que no debía perderse y que debería preservarse como tradición única y puramente rumana.




La mayor parte de la colección la componen los huevos creados por la propia Lucía, mientras que vemos en otras vitrinas los que con paciencia ha ido recogiendo y cuidando a lo largo del tiempo y los caminos de Rumanía.




Así encontramos muestras de los huevos de la etnia Hutuli que habita en la zona de Moldovita y Bucovina, que son los más antiguos (algunos se remontan a 1883) o los que proceden de más de 56 países con tradición en este tipo de delicada factura artística.


Por supuesto que antes de irnos con la memoria llena de tanta belleza ovoide, tenemos la oportunidad de adquirir alguno de estos huevos decorados para llevarnos a casa una pizca de ésta tradición rumana original y única.

Fuente: este post proviene de Blog de ElVuelodeHermes, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Etiquetas:

Recomendamos

Relacionado

Rumanía, la bella del Este (I)

Bella no, bellísima. Y sorprendente, porque desgraciadamente la imagen que tenemos en el resto de Europa de Rumanía, no pasa de ser la de la patria de Drácula y la inmigración con todos sus claroscuros. Pero el verdadero rostro del país es el de una nación que parece haber despertado de una pesadilla de luchas medievales internas entre príncipes guerreros, una ocupación física e ideológica de un c ...

Rumanía, la bella del Este (II)

Y tras este precioso amanecer desde la sala de desayunos de nuestro hotel, continuamos ruta. Sighisoara Y llegamos a Sighisoara, lugar de nacimiento del Príncipe Vlad Tepes, alter ego del sangriento Drácula. La ciudad está exenta de tráfico rodado, por lo que hay que dejar el coche en un párking a los pies del promontorio sobre el que se eleva y subir una empinada cuesta de piedra, que nos lleva ...

Rumanía, la bella del este (V)

En lo alto del monte, tras una sucesión infinita de curvas llegamos a una explanada donde se halla el Lacu Rosso, un espléndido lago que se formó de manera natural en el siglo XIX. La leyenda del lago, nos habla de una hermosa joven que un día de mercado quedó prendada de un apuesto muchacho y se comprometieron para casarse tan pronto él regresara del servicio militar. Pero los años pasaron y el ...

Rumanía, la bella del este (IV)

Continuamos conociendo la belleza de los monasterios ortodoxos rumanos visitando la iglesia de San Jorge en Voronet, enclavada en un inmenso bosque de abetos. Según cuenta la leyenda, Esteban el Grande la levantó en tan sólo tres meses, tres semanas y tres días, como agradecimiento a Dios por su victoria contra los turcos en 1486, y la dedicó a San Jorge, a quien se había encomendado para consegu ...

0 Capitulo 8 1 Acompáñame en una Ruta por Rumanía Romania ...

Ruta por Rumanía. Târgu Mureș, la ciudad de la cultura y del Art Deco

CAPÍTULO 8 En nuestro periplo a través de Rumanía hoy seguimos sin salir de la región de Transilvania y llegamos a Târgu Mureș dejando los Cárpatos orientales y el río Mures al este. Es una ciudad diferente a las demás que hemos visto hasta ahora debido a la influencia húngara durante muchos siglos, especialmente en la arquitectura y numerosas tradiciones conservadas con gran fidelidad. Además, ...

0 Acompáñame en una Ruta por Rumanía 3 Monasterio de Cozia Rumania ...

Ruta por Rumanía. Monasterio de Cozia, uno de los monumentos más valiosos del arte medieval rumano

Una vez terminada nuestra visita a Bucarest, nuestro lugar de origen, y que hemos disfrutado en los posts anteriores, comenzamos nuestra ruta por Rumanía. Tomando el camino hacia el noroeste, atravesando la región de Transilvania, llegaremos a nuestro siguiente destino al pie de los Carpatos meridionales, el Monasterio de Cozia, un monumento de gran valor artístico y espiritual para Rumanía. El M ...

0 Capítulo 10 1 Acompáñame en una Ruta por Rumanía 9 Monasterios de Bucovina ...

Ruta por Rumanía. 3 de los monasterios pintados más representativos de Rumanía y que te dejarán sin habla

CAPITULO 10 En nuestra ruta por Rumanía entramos hoy en la región de Bucovina, donde encontramos, según mi opinión, las estrellas de los monumentos rumanos, la razón de hacer varios miles de kilómetros por sinuosas carreteras de montaña: los monasterios medievales pintados. Son algo único y que no te puedes perder si viajas a este país. Y ahora verás por qué. En la región más septentrional de Ruma ...

0 Capítulo 12 0A) Acompáñame en una Ruta por Rumanía 0K) Brasov ...

Ruta por Rumanía. Brasov una de las ciudades más turísticas del país

CAPÍTULO 12 Seguimos avanzando hacia el sureste de Rumanía y volvemos a entrar en la región de Transilvania, dirigiéndonos hacia el sur de los Cárpatos orientales hasta la ciudad de Brasov, fundada por los sajones, que es una de las ciudades más turísticas y visitadas de Rumanía por la cantidad de monumentos que puedes visitar, y que van desde el estilo Gótico, al Barroco y el Renacentista. No só ...

0 Capítulo 11 0A) Acompáñame en una Ruta por Rumanía 0J) Piatra Neamt ...

Ruta por Rumanía. Piatra Neamt, la Perla de Moldavia

CAPITULO 11 En este capítulo entramos en la región de Moldavia rumana y comenzamos a dirigirnos hacia el sur para completar el periplo circular a través de Rumania que estamos haciendo. Visitamos la pequeña ciudad de Piatra Neamt, también conocida como la “perla moldava” por su rica arquitectura. Su parte antigua es pequeña y coqueta y se recorre en poco tiempo, pero la belleza de sus construccion ...

0 Capítulo 7 1 Acompáñame en una Ruta por Rumanía 6 Sighisoara ...

Ruta por Rumanía. Sighisoara, lugar de nacimiento del Principe Vlad Tepes, el empalador. ¿te suena?

En nuestra Ruta por Rumanía seguimos hacia el norte atravesando la región de Transilvania, hasta que llegamos muy cerca del centro del arco que forman los Cárpatos al abrazar las regiones de Moldavia y Valaquia, hasta llegar a la ciudadela de Sighisoara, ya que hoy en día una de las villas medievales más importantes del mundo. Sighisoara es otra de las siete poblaciones fundadas en el siglo XII p ...