Idea guardada 0 veces
Sé la primera persona en valorar esta idea Valorar

BITCOINS: LA “MONEDA VIRTUAL” ENTRE EL FUTURO Y LA POLÉMICA

Al bitcoin le diferencia de las monedas del "mundo real" en que detrás de él no hay ningún banco central de ningún país.

Conforme crece su popularidad, lo hace su valor, y ya hay gente que ha ganado mucho dinero invirtiendo en ello.



Moneda electrónica

El bitcoin es una moneda electrónica descentralizada. Al contrario de la mayoría de las monedas, bitcóin no está respaldado por ningún gobierno ni depende de la confianza en ningún emisor central, sino que utiliza un sistema de prueba de trabajo para impedir el doble gasto y alcanzar el consenso entre todos los nodos que integran la red.

Hasta la invención de bitcóin era obligado que todos los pagos en el comercio electrónico se canalizaran a través de entidades centralizadas de confianza, [generalmente bancos y otras empresas financieras, que gestionaban el seguimiento de todas las transacciones.

El 3 de enero de 2009 la red P2P de Bitcoin entra en funcionamiento con la publicación del primer cliente, de código abierto, y la creación de los primeros bitcoines.

Satoshi Nakamoto es el seudónimo de la persona o el grupo de personas que diseñaron el protocolo Bitcoin en 2008, y que crearon la red (P2P) en 2009. Aunque se han apuntado algunos nombres, nada concreto se sabe de la identidad  de los creadores.

Bitcoin ha levantado una tormenta de excitación a través del mundo porque es un sistema financiero nuevo, diseñado desde cero, por la gente y para la gente.

No sólo es rápido, barato y sencillo. En Bitcoin todo el que participa tiene el mismo poder. No hay banqueros porque no hay bancos. Y no hay bancos porque no son necesarios: la gente puede controlar su propio dinero.

Las reglas del sistema son impuestas por todos a todos. Ni los desarrolladores del

software pueden interferir en contra de los deseos del usuario.

Con las mejoras tecnológicas, llegan nuevas características.

Cualquiera con un teléfono inteligente o un ordenador puede aceptar bitcoins, sin necesidad de complicarse con cuentas bancarias.

Su uso

Aunque existen monedas y billetes fabricados por particulares y empresas, normalmente para poder comerciar con bitcoines se utilizan programas cliente que pueden ser aplicaciones nativas o aplicaciones web.

Las aplicaciones nativas se instalan o se ejecutan directamente en ordenadores o en dispositivos móviles. También pueden ejecutarse automáticamente cuando el usuario clica en un navegador web sobre un enlace que cumple con el formato del URL scheme de bitcoin.

Bitcoin-Qt/Bitcoind es el único programa que implementa totalmente el protocolo, protegiendo la red, y se considera la referencia en la que se apoyan el resto de clientes existentes. Bitcoin-Qt/Bitcoindnecesita descargar completamente la cadena de bloques y almacenarla localmente, lo que puede llegar a tardar varios días. Su uso solo se recomienda para usuarios avanzados que deseen aportar a la estabilidad de la red.

Las aplicaciones web solo necesitan de un navegador, y por tanto están accesibles desde todas las plataformas, ya sean de escritorio (Windows, Linux, Mac OS X) o móviles (Android, iPhone, BlackBerry, tabletas, etc).

Algunas aplicaciones web proporcionan seguridad adicional en el acceso a los bitcoines mediante la utilización de autenticación de dos factores con mensajes SMS, correo electrónico, dispositivos específicos y Google Authenticator.

Actualmente, cada vez más establecimientos aceptan el pago con bitcoins, desde empresas a pequeños negocios aceptan bitcoines como medio de pago para servicios de todo tipo, como telefonía, hosting de internet, tarjetas regalo, asesoría legal, turismo, etc. Su ámbito internacional y el hecho que los usuarios pueden comerciar con un cierto anonimato, ha hecho posible que se abra paso en sectores cada vez más regulados, como apuestas online y partidas de póker.

En el año 2011 Wikileaks, por ejemplo, solicitó asistencia en bitcoins tras el bloqueo orquestado por los procesadores de pago electrónico Visa, MasterCard y PayPal. También varias organizaciones como Internet Archive, Free Software Foundation, Frente, Electronic Frontier Foundation, Singularity Institute y otras más, aceptan actualmente donaciones en bitcoins.

Los intercambios a divisas nacionales se llevan a cabo a través de oficinas por internet y persona a persona. En Estados Unidos, en varios de los principales bancos así como en algunos centros comerciales, admiten depósitos de dinero en efectivo para convertir a bitcoins, y también en países como Brasil y Rusia a través de varias entidades.

En octubre de 2013, en Vancouver (Canadá), un emprendedor llamado Mitchel Demeter, junto con dos socios, puso en funcionamiento un cajero automático que cambia dólares canadienses por bitcoins. El cajero fue construido por la empresa estadounidense Robocoin y es el primero de su tipo en el mundo. La casa de cambio se llama Bitcoiniacs y fijo la tasa de cambio en 200 CAD por bitcoin.

El 27 de noviembre de 2013, el bitcóin superó el umbral de los 1000 dólares por primera vez, acumulando un incremento de 4000% desde el comienzo de dicho año.

Teniendo en cuenta el número total de bitcoins minados, se estima que la base monetaria del sistema se acerca a los 1.000 millones de euros.

Legislación

En septiembre de 2012 se creó la fundación Bitcoin Foundation, una organización sin ánimo de lucro para estandarizar, proteger y promover el bitcóin, y mantenerlo fiel a sus principios fundamentales: una economía que no dependa de la política, abierta e independiente.

A mediados de 2013, se empieza a definir en algunos países la situación legal del bitcóin y de los agentes de cambio que se utilizan para intercambiarlo por otras monedas.

En los Estados Unidos ahora se requiere que las casas de cambio que permiten el comercio de bitcoines por monedas nacionales, cumplan las regulaciones contra el lavado de dinero.

En Alemania, la inversión en bitcoines tiene un trato similar al de otros activos como el oro. Su venta está libre de impuestos si se mantienen al menos durante un año. En caso contrario, se grava a un tipo fijo del 25%, con los primeros 600 euros exentos de tributación.

Algunos expertos en leyes estiman que una desregulación total del bitcóin contribuiría a la creación de empleo y promovería el crecimiento económico.

Sin embargo, las críticas a Bitcoin se fundamentan sobre todo en que los usuarios actuales de esta moneda virtual podrían sufrir pérdidas patrimoniales en el caso de una disminución de su uso por el menoscabo de la confianza en el protocolo o la moneda, por la volatilidad del tipo de cambio, por la pérdida irreversible de fondos debido a robos en las casas de intercambio, errores en el software, virus informáticos, ataques de denegación de servicio, etc, y como actualmente no existe ningún sistema de protección de depósitos para fondos en bitcóin, sería el propio usuario el que tendría que hacer frente directamente a todos esos riesgos.

También, se dice que la sociedad podría transformarse significativamente si el uso del bitcóin consiguiera ser más o menos generalizado. Los bancos centrales verían limitada su influencia sobre los sistemas de pago, regulación, estabilidad financiera, política monetaria y estabilidad de precios.

 El anonimato de Bitcoin,  critican los detractores, puede simplificar la compra de drogas y otras mercancías ilegales, el lavado de dinero y la evasión de impuestos.

Además, señalan, que como el bitcóin no está respaldado por el gobierno de ningún país, no se rige por la normativa del Fondo Monetario Internacional, por ello, si el bitcóin alcanzare un valor significativo, podría llegar a suponer una amenaza a la estabilidad de las divisas mediante la puesta en marcha de ataques especulativos, a no ser que el propio Fondo Monetario Internacional desarrollara algún método fuera de la normativa actual para evitarlo.

Polémica

En este punto, sin embargo, hay una división entre quienes creen que es una fantasía destinada al fracaso y quienes creen que es el futuro de las finanzas.

Se señala que el valor de Bitcoin depende completamente de lo que el comprador esté dispuesto a pagar. Dado que no tiene valor de uso sino sólo de intercambio, Bitcoin puede tener -literalmente- cualquier precio, y por eso el mercado de esta moneda está permanentemente en una burbuja.

Desde el punto de vista económico, Bitcoin, pues, es  un valor especulativo, por lo que, indican los detractores, todo eso de la "moneda 2.0" es una cuestión de márketing, pero que esto no es más que un proceso especulativo para obtener dinero rápido. Todo el contenido mesiánico desaparecerá una vez que el sistema colapse. Además de que las autoridades no permitirán que esto siga siendo así por mucho tiempo.

Fuente: este post proviene de este blog, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

CANAL RIDEAU: LA MAYOR PISTA DE HIELO DEL MUNDO

La pista del Canal Rideau está en Ontario, Canadá. Está reconocida por el Libro Guiness de los Records como la pista más grande del mundo (165.621 metros cuadrados). El canal Divide la ciudad de Otta ...

LAS CUMBRES MÁS ALTAS DEL PLANETA

La mayoría de las montañas más altas del planeta se encuentran en las cordilleras del Himalaya (48) y el Karakórum (43), en las regiones fronterizas entre India, China, Pakistán y Nepal. Aunque hay un ...

LA CIUDAD PROHIBIDA

Se alza exactamente en medio de la antigua Pekín y es quizá el mayor conjunto de palacios del mundo y un símbolo impresionante del pasado imperial chino. La ciudad Prohibida fue la residencia de los e ...

Etiquetas: general

Recomendamos