comunidades

Qué ver en India

Recorre con nosotros este bello país de gran riqueza cultural



Taj Mahal - Yann
India fue durante años un valioso enclave para el Imperio Británico, pues suponía la puerta a Oriente y un punto importante en la Ruta de la Seda. Por India pasaba el comercio oriental hacia Occidente, representado por grandes caravanas cargadas de los más ricos materiales, como las especias.

 

No es de extrañar, por tanto, que Gran Bretaña se agarrase a su joya hindú con uñas y dientes, hasta que, a golpe de protestas pacíficas, Mahatma Gandhi logró movilizar y forzar la independencia del país en 1947.

 

India ha sido testigo de las idas y venidas de varios imperios y culturas diferentes, todas dejando su huella perenne en este país. Por ello, India actualmente es un crisol de culturas, religiones y tradiciones exóticas, que conviven entre sí, no siempre en armonía.

 

En la actualidad, India sigue siendo un país de grandes contrastes, lo que puede verse perfectamente en las diferencias entre ricos y pobres, y entre distintas zonas del país. No es un destino apto para cualquier tipo de turista, pues plantea muchos problemas para el visitante acomodado. No obstante, el turista valiente y empecinado en conocer este maravilloso país, no quedará decepcionado. India esconde muchas riquezas, tanto culturales, como naturales y de ocio.

 

 

El 'Triángulo Dorado'

Tratándose de un país tan grande como es India, es muy difícil visitarlo en el corto periodo vacacional del que se suele disponer. Normalmente, los viajeros suelen visitar en ese tiempo los lugares más emblemáticos y más típicos del país, el llamado 'Triángulo Dorado'.

 

Este triángulo se sitúa en las regiones del Norte, más pobladas y adaptadas para el turismo, y comprende la visita a Delhi (la capital), Aggra y Jaipur.

 

Delhi sorprende al visitante nada más llegar. Se trata de una ciudad laberíntica, llena de las personas más dispares, donde conviven tradición y modernidad. Sus principales atractivos son el impresionante Fuerte Rojo, la mezquita mayor de la India, la Jami Masjid; los vistosos y coloridos mercadillos, y el gran Qutab Minar, el alminar de ladrillos más alto del mundo.

 

Siguiendo el 'Triángulo de Oro', nos detenemos en la milenaria ciudad de Aggra, que esconde una de las Maravillas del Mundo: el Taj Mahal. Una visita imprescindible, aunque Aggra posee varios atractivos turísticos e importantes restos arqueológicos, como la Tumba de Itimad-ud-daulah o el Mausoleo de Akbar.

 

Y para finalizar el triángulo, es preciso visitar Jaipur, o la 'Ciudad Rosa', como se la conoce por sus coloridos edificios. En Jaipur podremos disfrutar de auténticos palacios hindúes, con su característica arquitectura, jardines exuberantes y bazares repletos de las más curiosas maravillas. De Jaipur es necesario visitar la ciudad palacio de Sawai Man Singh, el Hawa Mahal, que ofrece las mejores vistas de la ciudad (recomendado visitarlo al amanecer), y el Jantar Mantar, un observatorio astronómico del siglo XVIII.

 

Sin duda, esta será la ruta preferida por muchos, y la que os ofrecerán en la mayoría de agencias de viajes, pues permite visitar los más importantes lugares de India en todo su esplendor.

 

Fuerte Rojo - Airknight
Itimad - Núria Pueyo
Hawa Mahal


 

 

La inmensidad de India

Sin embargo, un país tan grande como es India tiene forzosamente, muchos más atractivos fuera del 'Triángulo Dorado'. Aunque muchos de ellos no son un recorrido habitual en los viajes organizados, hay muchas excursiones que os permitirán visitarlos.

 

Un destino turístico muy conocido es la ciudad de Varanasi o Benarés, a orillas del Ganges, el río sagrado. Miles de personas acuden diariamente al Ganges a bañarse en sus aguas sagradas y a orar a sus dioses. A pesar de el espectáculo cultural que ofrece, Benarés es una ciudad llena de alarmantes comportamientos para los occidentales. El Ganges es un río sagrado, al que no sólo se acude a rezar: muchos hindúes se dejan, literalmente, morir en sus orillas para facilitar su posterior reencarnación e iluminación. De hecho, es común ver cadáveres flotando en exóticos ritos funerarios, entre los bañistas y personas que van a rezar.

 

Otro destino importante en India es la cosmopolita metrópolis de Bombay, o Mumbai. Un lugar bullicioso y caótico, que mezcla las antiguas tradiciones hindúes con los rascacielos más impresionantes. Solo la concurrida ciudad de Bombay nos ofrecerá este auténtico contraste entre Oriente y Occidente, que podremos apreciar con más nitidez en el centro de la misma.

 

Si lo que deseamos es playa, fiesta y arena, la elección adecuada es Goa. Los elegantes y lujosos complejos turísticos han conquistado la zona en los últimos años, convirtiendo esa zona de India en un imán de turistas occidentales. Podría decirse que es el lugar más 'occidentalizado' de India.

 

 

Benarés
Mumbai - Flickr - Cuffe Parade
Goa - rajeshodayanchal


 

La Cultura Hindú

India supone para el visitante un gran impacto cultural. Para empezar, es un país distinto completamente a países asiáticos normalmente más visitados por turistas, como China o Japón. Su aparente caos sorprende al viajero primerizo, así como sus costumbres y tradiciones, siempre presentes en la vida normal del país.

 

Aunque hay infinidad de dialectos e idiomas oficiales en India, los más comunes son el Hindi y el Inglés, este último hablado usualmente con formas muy corteses y evitando el lenguaje coloquial.

 

Respecto a su gastronomía, la comida en India destaca por su gran variedad de platos vegetarianos, cuyos ingredientes más usados son el arroz y las legumbres; y por sus exóticos sabores, donde se emplean abundantes especias. Puede sorprendernos, pero en India no existe el curry como tal, que hemos aprendido a comer en Occidente. Lo más parecido a 'nuestro curry' es lo que ellos llaman 'garam masala', y hay infinidad de tipos de este alimento, con distintos tipos de especias. Eso sí, la mayoría muy picantes.

 

Como puede verse, India atrae a primera vista, ya que es uno de los lugares más importantes y famosos de Asia. No obstante, si se desea viajar allí, hay que tener en cuenta que es un país con alguna que otra dificultad, y que en algunos lugares, la conciencia turística aun renquea. Pero si prestamos atención a los avisos en los hoteles y agencias de viajes, y no perdemos el buen humor, disfrutaremos plenamente de nuestro viaje a India.

 

Encantador de Serpientes - Poco a Poco
India - Flickr - mckaysavage
Hindúes - Flickr - mckaysavage


 

 

Autores de las Imágenes: Yann, Airknight, Núria Pueyo, Cuffe Parade, rajeshodayanchal, Poco a Poco, mckaysavage

 

¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Modificado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos