comunidades

Cerro del Carmen, un regalo divino! Monumento al Sagrado Corazón de Jesús, un regalo humano!



Guayaquil tiene tantos lugares para visitar, sólo que a veces no los conocemos, o no nos damos un tiempo para apreciar a la Perla del Pacífico.

En 1541, según el croquis de Dionisio Alcedo y Herrera (Funcionario Español), se distinguían 3 cerros: Santa Ana, San Cristóbal y San Lázaro, hoy conocido como Cerro del Carmen, donde justamente se dio mi nuevo recorrido.

Para su visita se debe tomar la calle de ascenso al cerro a la altura de la avenida Julián Coronel y Loja (puente vehicular), aunque hay contadas personas que ascienden caminando o en bicicleta, dado que el camino hasta llegar al cerro es oscuro y se dice que algo peligroso, les recomiendo ir en carro, o contratar un taxi que los lleve directamente. Ya en el cerro, hay guardias de seguridad municipal y es un sitio bastante tranquilo.

Al llegar observarás que hay escalinatas, exactamente son 166 escalones donde se aprecian las 15 estaciones del vía crucis de Jesús de Nazareth, las obras fueron hechas en resina y fibra de vidrio (dan la apariencia de rocas) por las artistas Jorge Muñoz y Hans San Andrés Tábara.







El recorrido no es cansado, más bien es relajado en comparación con el del Cerro Santa Ana hasta subir al Faro (444 escalones). Mientras vas ascendiendo, puedes apreciar no sólo la historia bíblica, sino también los paisajes proporcionados por la vista de cada descanso que tienen las estaciones. Cuando llegas algo más de la mitad, encuentras un lugar espectacular donde puedes apreciar la vista del centro de la ciudad, resaltando el Cerro hermano: Santa Ana, su Faro, la Perla



Finalmente, el momento crucial es cuando ya llegas a las últimas escalinatas y lo ves: El monumento al Sagrado Corazón de Jesús, realizado por el escultor español Juan de Ávalos, el cual se construyó para conmemorar los 100 años de la consagración del país al Sagrado Corazón de Jesús y al Inmaculado Corazón de María, y justamente fue inaugurado el mismo día en que se celebraron esos 100 años.

La figura es imponente, preciosa, detallista (como el labrado en los dedos de las manos y de los pies tan bien realizados). Está hecha de cobre y hierro, con aproximadamente 27 metros de altura (incluida la base). Se dice que es una evocación a la ascensión de Cristo al Gólgota para su crucifixión.

Cuando estuve allí, recordé cuando visité el Cristo Redentor en Brasil, claro que no se pueden comparar, simplemente porque cada una es bella en su forma particular.



Alrededor del monumento hay bancas, y atrás del mismo se puede apreciar otra vista de la bella Perla del Pacífico, junto con flores de colores morados, amarillos y naranjas.


También más abajo, frente a las locaciones del canal de Ecuavisa, se encuentra el llamado “Mirador de Ecuavisa”, aquí hay una escultura de un cañón, otras bancas, y vaya que se puede apreciar otra magnífica vista del centro de la ciudad.






Definitivamente es un atractivo turístico imperdible, con dos miradores a falta de uno, y un destino que todos los Guayacos por obligación debemos conocer y fomentar su visita.

Fuente: este post proviene de Bitácora, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Este destino es uno de los más tranquilos que he visitado, y con una vista maravillosa empezando por los arenales, continuando con su bosque de pino y divisando a lo lejos más y más dunas, en total es ...

Bitácora regresa con fuerza luego de esta pandemia del Covid-19, que nos trastocó un poco la vida a todos, y ahora nos reinventamos, usualmente tenía nuestras entrevistas de manera presencial, ahora l ...

Etiquetas:

Recomendamos

Relacionado

arte y espectáculos

Hoy se cumple un año de vida de “Mi blog”. Nació desde mi deseo mas intimo y mi desidia constante en aquellos momentos de mi existencia; tal vez se trataba de un aviso previo a lo que iría aconteciendo posteriormente en mi “circulo mas cercano”. Gracias a la ilusión que me nacía y con el fin de ampliar conocimientos para luego transcribir y compartir con todos aquellos que visitasen fortuitamente ...