Diario de una Chicka Lit Idea guardada 2 veces
Sé la primera persona en valorar esta idea Valorar

Reseña: Follett, Ken "Los Pilares de la Tierra" y "Un mundo sin fin"

Título: Los Pilares de la Tierra

Autor: Ken Follett



La sinopsis: El gran maestro de la narrativa de acción y suspense nos transporta a la Edad Media, a un fascinante mundo de reyes, damas, caballeros, pugnas feudales, castillos y ciudades amuralladas. El amor y la muerte se entrecruzan vibrantemente en este magistral tapiz cuyo centro es la construcción de una catedral gótica. La historia se inicia con el ahorcamiento público de un inocente y finaliza con la humillación de un rey. Los pilares de la Tierra es la obra maestra de Ken Follett y constituye una excepcional evocación de una época de violentas pasiones.

Título: Un mundo sin fin



La sinopsis: Dieciséis años después de la publicación de Los Pilares de la Tierra, Ken Follett vuelve al fascinante mundo de Kingsbridge para presentar a sus lectores una magnífica saga épica marcada por el amor, la guerra y la peste en Un mundo sin fin.




Los pilares de la Tierra narra los acontecimientos de la ciudad inglesa de Kingsbridge entre 1135 y 1174. Con Un mundo sin fin regresamos a Kingsbridge, pero 153 años después.




El primer día de noviembre de 1327 cuatro niños escapan de la catedral de Kingsbridge para jugar en un bosque prohibido. Son, Gwenda, hija de un ladrón, Caris, una niña excepcional que quiere ser doctora y los hermanos Merthin y Ralph, el primero un genio con la cabeza llena de inventos y el segundo un tirano, cruel y vengativo. Allí en el bosque serán testigos de una pelea entre un caballero y dos soldados. Los soldados mueren y el caballero entierra un documento antes de ingresar en el monasterio de Kingsbridge para convertirse en monje el resto de su vida. El contenido de este documento secreto jugará un papel importante en varios momentos de la novela. Como adultos las vidas de estos cuatro niños se verán entrelazadas por la ambición, el amor, el odio y la venganza. Vivirán momentos de gran prosperidad y también de hambruna; años de guerra y años de peste. Caris, es la hija de un mercader de lana. De pequeña quería ser doctora, profesión prohibida a las mujeres en la Edad Media. Sin embargo, Caris no acepta ni esta ni ninguna otra prohibición. Estudia con una curandera y mantiene constantes enfrentamientos con la Iglesia. Su lucha por la independencia y su determinación a no someterse a ningún hombre pone constantemente en conflicto su amor por Merthin. Merthin, por su lado, comienza como aprendiz de carpintero y su gran talento le convierte en el mejor arquitecto de Kingsbridge. No acepta las restricciones y limitaciones de los que mandan en la ciudad. Cuando ve que no puede casarse con Caris ni realizar sus proyectos soñados decide viajar a Italia.



En mi opinión... son dos libros maravillosos que han despertado en mí todo tipo de sentimientos. Durante mucho tiempo estos dos libros fueron mis preferidos, sobre todo Pilares. Leí Los Pilares de la Tierra cuando estaba en el instituto estudiando historia del arte, por aquél entonces estaban muy de moda las novelas históricas y yo en seguida me enganché.

Este libro es el único que tengo repetido en dos formatos diferentes, el de bolsillo que fue el que leí primero (porque era más económico) y más tarde me regalaron la edición grande en tapa dura, que es preciosa. Me he decidido por fin a reseñarlos aunque me imponían mucho respeto, pues pienso que ninguna reseña que yo escriba les hará justicia.

Hablaré sobre todo de Pilares que es el libro que más me gustó, pues del Mundo sin fin pienso bastante parecido. El libro en sí es una metáfora de la construcción de la catedral, son sus dificultades de todo tipo, la extensión del escrito simboliza el trabajo y esfuerzo que cuesta construir algo de una envergadura tan grande. A mí me encantan los libros gordos, lo he dicho alguna vez y lo seguiré diciendo, si la historia me enamora, que haya más y más de esa historia hace que me sienta feliz.



El libro, aunque sea ficción, es muy realista, está muy bien documentado y se nota que hay un gran trabajo detrás. No es una sencilla historia de reinos y súbditos ni tampoco se centra en un mismo personaje toda la trama, ésto no es un spoiler, está claro que si sus páginas nos cuentan más de 100 años, entre ellas habrá muchas muertes y con algunas de ellas se me hizo un buen nudo en la garganta. Casi he somatizado los mismos sentimientos que los personajes: hambre, injusticia, enfermedad... Sé que no suena a historia agradable de leer pero a mí me ha fascinado. He releído algunas partes en varias ocasiones y nunca me decepciona. Tengo muy claro que cuando lleve una racha de malas lecturas, cogeré de nuevo este libro.

Durante toda la historia me sentí muy empática con Tom y su familia, deseando que les sucedieran cosas buenas, intentando protegerlos sin éxito y casi rezando para que tuvieran buena suerte. Y ahora me alegro de todo lo que tuvieron que pasar porque además de construir esa catedral, crearon un mundo maravilloso con el que disfruté y me volví a enamorar de la lectura.

He encontrado muy pocos libros que me hayan gustado tanto como Pilares y poquísimos que me gustaran más. Hace mucho que no he vuelto a leer algo histórico y teniendo el listón tan alto, tardaré mucho en encontrar, del mismo género, un libro que me llame tanto la atención.



A lo mejor la temática ya no está tan de moda, pero para mí los libros son inmortales, así que, si estás buscando una buena historia que te emocione, te apasione y te haga llorar. ¡Aquí la tienes! ^^

Fuente: este post proviene de Diario de una Chicka Lit, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Etiquetas:

Recomendamos