comunidades

¡Durante cuánto tiempo nos engañaron!



¡Durante cuánto tiempo nos engañaron!

Trasmutamos ahora,

nos apresuramos a huir

como huye la

naturaleza,

Somos la naturaleza,

durante mucho tiempo estuvimos lejos.

Pero ahora volvemos,

nos convertimos en plantas,

en troncos, en follaje,

raíces y cortezas.

Estamos asentados en la tierra,

somos peñascos,

pastamos,

somos dos en medio de la hacienda bravía,

tan espontáneos como los otros.

Somos dos peces que nadan juntos en el mar,

somos lo que son las flores del algarrobo,

derramamos fragancia

en los caminos de la mañana y de la tarde.

Somos también lo sucio de las bestias,

de las plantas, de los minerales.

Somos dos aves de rapiña,

nos elevamos en el aire y miramos la tierra.

Somos dos soles que deslumbran,

somos nosotros dos los que giramos,

cósmicos y estelares,

somos como dos cometas.

Merodeamos, cuadrúpedos y feroces, por la espesura,

y saltamos sobre la presa.

Somos dos nubes que se desplazan en lo alto

cuando amanece o atardece.

Somos dos mares que se unen,

somos esas olas felices que se revuelcan

y se juntan, mojándose.

Somos lo que es la atmósfera,

transparentes, hospitalarios,

permeables, impermeables.

Somos nieve, lluvia, frío, tinieblas,

somos lo que el planeta engendra y protege.

Hemos descrito círculos hasta volver los dos al hogar,

hemos renunciado a todo,

salvo a la libertad y a nuestra alegría.

--Walt Whitman--





Fuente: este post proviene de Ilargia, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Sigue oliendo a poesía, no sólo a muerte y pena. Está posada en los alfeizares mirando hacia dentro. No para demasiado, deja su marca en los cristales y se lanza al vacío. Duelen los labios mordidos d ...

Somos puntos y líneas ¿sabes? Un punto es lo que no puede dividirse. Una línea es una longitud sin anchura... No podemos negar que estos son conceptos poéticos --Ernesto Pacheco--

Y así corría mi alma en aquellos momentos que no comprendía aún que el valor del tiempo es a veces el reposo. --Mayo--

¡Durante cuánto tiempo nos engañaron! Trasmutamos ahora, nos apresuramos a huir como huye la naturaleza, Somos la naturaleza, durante mucho tiempo estuvimos lejos. Pero ahora volvemos, nos convertimos ...

Recomendamos