comunidades

Alita: Ángel de combate

Director, productor y reparto de lujo, por no hablar de unos efectos especiales soberbios, que te mantienen con la boca abierta durante toda la película, mientras asistes a espectaculares combates robótico humanos, bien coreografiados y mejor rodados, en los que se puede apreciar qué está pasando en todo momento, con un montaje equilibrado y concienzudo. En definitiva, impecable técnicamente aunque precipitado e insuficiente a nivel narrativo.

Y eso que mejora la versión animada del noventa y tres, ya que desarrolla bastante más los personajes e intenta explicar lo justo para implicarnos emocionalmente. Aún así hay demasiados momentos en los que la historia se limita a llevarnos de un sitio a otro con el único objetivo de encadenar escenas de acción. De este modo la diversión está garantizada, pero deja con la sensación de que la historia podría haber dado mucho más juego y de que estamos ante una cinta de transición que no ha puesto toda la carne en el asador, con la intención de mostrar sus mejores cartas en futuras y casi seguras secuelas.

Mi puntuación: 6/10



Fuente: este post proviene de Cine de Patio, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Unorthodox (Miniserie)

Solamente cuatro episodios de menos de sesenta minutos componen la primera y única temporada de esta miniserie alemana de Netflix que se adentra en unas creencias y un estilo de vida desconocidos para ...

Ice Age 2: El deshielo

Si el argumento de la primera parte era simple, en esta secuela, estrenada cuatro años después, aún lo es más, ya que el único objetivo de esta simpática manada en su segunda aventura cinematográfica ...

Te quiero, imbécil

Todos los estereotipos y recursos típicos de las comedias románticas de siempre están presentes en esta película, que intenta ir más lejos que sus semejantes ofreciendo una trama de mayor trascendenci ...

Recomendamos