comunidades

408.800 horas de tu vida mirando una pantalla

Sí, has leído bien el titular. Según un estudio realizado por Multiópticas sobre Screen Pollution, vas a pasar 408.800 horas de tu vida mirando una pantalla. Esta cifra surge de que pasas 11 horas al día mirando pantallas, lo que suman 4.015 horas al año y 408.800 horas de media en una vida.

La verdad es que el dato es escalofriante, y solo de pensarlo dan ganas de tirar todos nuestros dispositivos a la basura y vivir desconectados. Pero creo que muchos no lo soportaríamos. De hecho, el mismo estudio de Multiópticas revela que un 80% de la población lo primero y lo último que hace cada día es mirar uno de sus dispositivos con pantalla, y yo me incluyo.

El abuso en la exposición a las pantallas tiene efectos adversos como:


Miopía.

Sequedad ocular.

Enrojecimiento ocular.

Falta de concentración.


Vivimos en un mundo donde la luz natural ha sido sustituida por la luz artificial. Vemos la tele en lugar de mirar por la ventana, paseamos mirando al móvil en lugar de observar el entorno, nos relacionamos con amigos, familiares y pareja a través de una pantalla, incluso 2 de cada 3 españoles reconoce que se lleva el teléfono al baño… Nos encontramos en la era de Screen Pollution.

Multiópticas ha lanzado este concepto de Screen Pollution a la sociedad con el fin de recalcar los problemas que pueden acarrear el abuso de la exposición a las pantallas. Por eso, dan 10 pautas a seguir para realizar un uso responsables de las pantallas e intentar así reducir los efectos negativos sobre la salud ocular:

Autoevalúate. Es importante ser consciente del uso que hacemos de las pantallas en nuestro día a día.

Parpadea voluntariamente con frecuencia.

Tómate descansos cortos, levantando la mirada y desenfocando la pantalla.

Utiliza lubricante ocular tipo lágrimas artificiales para prevenir el ojo seco.

Sitúate a una distancia adecuada de las pantallas de entre 35 y 50 cm para pantallas pequeñas (móvil, Tablet), y a un mínimo de 55 cm para otras pantallas fijas.

Añade filtro de luz azul en tus gafas graduadas, si es que las llevas.

Si eres padre, da ejemplo. Tus hijos no te pueden ver todo el día mirando una pantalla.

Fija un día a la semana de detox de pantallas y aprovecha para hacer otras actividades al aire libre.

Usa gafas de lectura. ¿Qué son? Unas gafas de Multiópticas que llevan una tecnología incorporada que garantiza una mayor prevención y cuidado de nuestra vista.

Si eres miope, pásate a las lentillas iMultilens, perfectas para usuarios de pantallas digitales porque están fabricadas con tecnología de última generación que disminuyen el cansancio visual causado por el uso de dispositivos digitales al reducir los efectos nocivos causados por la exposición a la “luz azul” de las pantallas.


Fuente: este post proviene de Dos en la Pasarela, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Vuelvo a actualizar el blog con unas fotos maravillosas que no me he podido resistir compartir. Aquí va un reportaje brutal realizado por y con marcas españolas en un hotel de Madrid con dos looks par ...

Las compras por internet son cada vez más habituales. Ya estamos todos totalmente acostumbrados a ir de tiendas por la red y a navegar por diferentes tipos de páginas web. Y sobre todo, ya nadie tiene ...

Cuando hacemos un regalo o lo recibimos o hacemos un pedido online a alguna tienda nos preocupamos mucho por el contenido, pero también es muy importante el continente. La forma de presentar un produc ...

Etiquetas: lifestyle

Recomendamos

Relacionado

Ciudad Esmeralda despedidas diferencias ...

Like a Koi in a frozen pond, like a goldfish in a bowl R.E.M., Imitation of life Galadriel siempre me decía: Cuando vuelva a la vida real… y yo le contestaba: Oye, que esto también es la vida. Es una vida muy distinta de la de nuestro país de origen pero, ¿por qué aquello debe ser considerado más real que esto? Es como la canción de R.E.M. como un Koy en un estanque congelado, como un pez dorado e ...